Guía alcohólica para beber al estilo chino

Hay tanto licor en el gigante asiático que puede inundar el planeta.

BEBERBIEN. Los diversos alcoholes en el grifo o en la botella en China son tan abundantes como variados. Desde el baijiu básico hasta las cervezas y vinos de marcas nacionales, nunca hay escasez de bebidas espirituosas para complementar o reemplazar una comida.

Baijiu: El Diablo Blanco. Hay muchos chistes que empiezan con “Sabes que has estado en China demasiado tiempo cuando disfrutas de una buena copa de bái jiǔ”.

De la destilación de sorgo y arroz, no se diferencia del vodka a primera vista. Sin embargo, las similitudes terminan allí. Su sutil dulzura brinda una grata sensación, seguida por el pánico cuando un turista bebe varias copas y no sabe si está parado o sentado. Casi a un 80 % de pureza alcohólica, el baijiu varía desde picante hasta picantemente alcohólico. Hay varias marcas de baijiu, dos de las más conocidas: Maotai y Er Guo Tou.

Con sabor a salsa

Maotai (茅台酒 / Máotái jiǔ). Baijiu chino – MaotaiMaotai o Moutai (la última ortografía utilizada por la compañía productora), es posiblemente el licor chino más famoso.

Producido en un pueblo llamado Maotai, en la ciudad de Renhuai, en la provincia de Guizhou, en el suroeste de China. Maotai es un aroma suave y parecido al de la salsa de soja. La geografía, la vegetación y el clima de la ciudad de Maotai contribuyen al sabor único de la bebida. Destilado a partir de sorgo fermentado, su graduación alcohólica oscila entre 53 % y 35 %.

Er Guo Tou (二锅头 / èrguōtóu). “Er Guo Tou” significa “segunda destilación”, para aumentar su nivel de pureza. Es un baijiu de aroma ligero que tarda seis meses en producirse y generalmente se mezcla con nueces, longans, jujubes, ginseng, y/o azúcar. Con más del 60 % de alcohol, es bastante fuerte para los recién iniciados en el arte de beber.

Barato y popular entre los obreros del norte y noreste de China, es uno de los baijius más bebidos en Beijing o Pekin y por lo tanto tiene una profunda asociación con la capital de China.

Cerveza para todos

Es muy probable que la cerveza (pí jiǔ) haya reemplazado al baijiu como la bebida más consumida en el país. La cerveza en sus diversas formas tiene una larga historia en China, pero se considera que fue introducida hace poco más de un siglo por los alemanes.

La cerveza china “pilsner lagers” viene en botellas más grandes de lo que es estándar en muchos países occidentales. Una Budweiser, de alrededor de 350 ml, es fácilmente eclipsada por las botellas chinas de 500-750 ml.

Elaborada en la ciudad de Qingdao, Shandong, Tsingtao es la marca número uno en exportación cervecera, y también tiene un gran número de seguidores en China. Al igual que su primo lejano, baijiu, la cerveza china también tiene un sin fin de marcas entre las que elegir.

En los restaurantes la cerveza cuesta 5-10 RMB por botella, con el precio subiendo a 10-30 RMB en bares y clubes. Las tiendas venden las marcas baratas por 2-5 RMB, pero cobran un depósito de botella (a menudo escrito en pedazos de cartón) para asegurar la devolución de los envases.

Hóng jiǔ y táo jiǔ

El vino ha explotado en China en los últimos años. En la mayoría de las grandes ciudades encontrarás una selección de vinos tintos (hóng pú táo jiǔ o simplemente hóng jiǔ) y blancos (bái pú táo jiǔ).

Aunque la popularidad sigue siendo bastante elitista, la creciente clase media de China está alimentando una floreciente industria de buenos vinos a precios competitivos. Rieslings, y Merlots requieren un poco de búsqueda, pero los pequeños supermercados tienen una variedad de Cabernet y Chardonnay. Los precios varían mucho, como en cualquier país: botellas más baratas y no muy sabrosas por 40-60 RMB, y una botella decente por alrededor de 70-100 RMB.

Los ricos beben bien

A menudo las pequeñas tiendas chinas no poseen mucho alcohol (con el baijiu como excepción), pero los supermercados más grandes casi siempre tienen una amplia selección: desde Hennessy y Johnnie Walker hasta Smirnoff y Tequila, así como una variedad de licores.

Los bares más elegantes casi siempre cuentan con clientes bastante ricos rodeados de mujeres jóvenes que beben una costosa botella de licor mezclado con té verde.

No hay grandes marcas nacionales de whisky, vodka o ron. Las importaciones son la regla, y como tal, los precios son altos. Sin embargo, si viajas desde un país con fuertes impuestos al alcohol y el pecado, encontrarás que los precios en China son una ganga.

Apuntes “Made in China”

  • China está llena de bebedores empedernidos. Beber y conducir, aunque prohibido, es la moneda corriente. No es común que un amigo o colega le diga a alguien que ha bebido demasiado y que debe dejar de conducir y llamar a un taxi.
  • A pesar de las afirmaciones de que China es igualitaria en lo que respecta a los derechos de la mujer, en su cultura se desaprueba ver a una mujer bebiendo alcohol (o fumando) en público.
  • En el norte, donde reina la influencia ancestral del totemismo y la simbología del macho alfa chino, necesitas una excusa de verdad para no beber, y si no la tienes quedarás en ridículo… al punto que nadie te dirigirá la palabra.
  • En la dinastía Xia, vivió un líder tribal llamado Dayu, quien empinando el codo más de lo normal, no se le ocurrió mejor idea que la de enfrentar solo al ejército enemigo. Como es de suponer, el borracho Dayu terminó agujereado de flechazos.

_____

Los chinos beben más cerveza que agua

_____

F A C E B O O K

T W I T T E R

© BEBERBIEN

beberbien@email.com

Ir al contenido